Chapter 8

Captación de Fondos

Una de las formas en que una empresa australiana o una empresa extranjera puede recaudar fondos dentro de Australia es mediante la emisión de valores (por ejemplo, acciones u obligaciones (debentures)) o productos financieros (por ejemplo, participaciones en un fondo de unidad (unit trust) o un plan de inversión colectiva u otro producto de un esquema de inversión administrada).

La actividad de captación de fondos dentro de Australia está regulada por la Ley de Sociedades de 2001 (Corporations Act 2001 (Cth)) que contiene dos regímenes independientes de captación de fondos los cuales establecen requisitos de divulgación y procedimiento:

  • El Capítulo 6D de la Ley de Sociedades aplica a los valores; y
  • La Parte 7.9 del Capítulo 7 de la Ley de Sociedades aplica a los productos financieros distintos de los valores.

8.1 Resumen

Las empresas públicas pueden recaudar fondos del público general en Australia mediante la emisión de valores haciendo la divulgación necesaria o bajo una exención a dicha divugación. 

Las empresas propietarias están limitadas a captar fondos de sus accionistas y trabajadores, y del público en general solo si la recaudación de fondos está exenta del requisito de un documento de divulgación o a través de financiación basada en capital (equity-based) de financiamiento de fondos de fuentes múltiples (CSF, por sus siglas en inglés, crowd-sourced funding).

Para una descripción de las empresas públicas y propietarias, consulte el Capítulo 3 de esta publicación, "Estructuras Comerciales".

A partir de septiembre del 2017, Australia ha tenido un régimen de financiamiento de fondos de fuentes múltiples (CSF, por sus siglas en inglés, crowd-sourced funding) basado en capital (equity-based) para facilitar el acceso al capital a pequeñas  y medianas empresas públicas australianas no cotizadas (y desde octubre de 2018, empresas propietarias australianas) reduciendo los requisitos  regulatorios y de divulgación para hacer ofertas públicas de acciones, buscando garantizar protecciones adecuadas para inversionistas minoristas. El régimen de CSF permite a las empresas australianas elegibles, a aquellas con menos de $25 millones de dólares australianos de activos brutos consolidados y menos de $25 millones de dólares australianos de ingresos anuales, recaudar hasta $5 millones de dólares australianos en un período de 12 meses. El régimen CFC limita a $10.000 dólares australianos la cantidad que un inversionista individual  puede invertir en una sola compañía. 

Los esquemas de inversión administrada (managed investment schemes) (por ejemplo, fondos de unidad (unit trusts) y otros esquemas de inversión colectiva) pueden recaudar fondos del público en general en Australia emitiendo unidades (units) u otros derechos mediante la divulgación apropiada o bajo la exención de divulgación. Se requiere que el administrador del fondo (trustee) de dicho esquema tenga una Licencia de Servicios Financieros de Australia emitida en virtud de la Ley de Sociedades que lo autorice a ser una “entidad responsable” de dicho esquema.

Cuando las participaciones en los esquemas de inversión administrada se ofrecen al público en Australia, el proceso de establecer la estructura de inversión, la administración y gestión continua de la estructura y la oferta de productos financieros son todos regulados por la Ley de Sociedades. en particular por los requisitos del régimen de la Licencia de Servicios Financieros de Australia (Australian Financial Services Licence) y de las obligaciones de dicha licencia. Las consideraciones tributarias son un elemento importante para determinar si, y cómo, establecer tales estructuras. El establecimiento de tales estructuras y la oferta de tales productos financieros requieren una asesoría y consejo legal (u otro) profesional experimentado.

Valores y otros productos financieros pueden ser ofrecidos en Australia por entidades extranjeras de conformidad con los requerimientos australianos de divulgación o bajo alguna exención de divulgación como por ejemplo ventas al por mayor o inversionistas profesionales. La promoción de ofertas de valores o productos financieros en Australia se rige también por elementos del régimen de la Licencia de Servicios Financieros de Australia. Entidades extranjeras que estén considerando realizar ofertas en Australia requerirán soporte y asesoría experta profesional legal y de otros tipos.

Las acciones, obligaciones (debentures) y derechos en esquemas de inversión administrada pueden cotizarse en la Bolsa de Valores de Australia (ASX, por sus siglas en inglés, Australian Securities Exchange). 

8.2 Requisitos de divulgación

Las ofertas de valores al público en general en Australia usualmente deben realizarse en virtud de un documento de divulgación, que debe ser un prospecto, una declaración de información de oferta o una declaración de perfil presentada ante la Comisión Australiana de Valores e Inversiones (ASIC, por sus siglas en inglés, Australian Securities and Investments Commission). Los requisitos para tales documentos se establecen en el Capítulo 6D de la Ley de Sociedades.

Las ofertas al público general en Australia  de productos financieros, que no sean valores, deben generalmente realizarse en virtud de una declaración de divulgación del producto (product disclosure statement PDS por sus siglas en inglés), el cual puede que se requiera que sea depositado ante ASIC. Los requisitos para un PDS se establecen en la Parte 7.9 de la Ley de Sociedades.

Las ofertas de nuevas acciones y productos financieros cotizados en la ASX a los tenedores existentes pueden realizarse sin un documento de divulgación o PDS siempre que el oferente confirme públicamente a la ASX su cumplimiento con sus obligaciones continuas de divulgación y entrega de información financiera y que no haya otra importante información necesaria para que los inversionistas tomen una decisión de inversión informada en relación con la oferta.

Las disposiciones legales y la práctica regulatoria que rigen la forma y el contenido de los documentos de divulgación y otros aspectos del proceso de captación de fondos son detallados y rigurosos, con responsabilidades específicas (y en algunas ocasiones, defensas) por divulgación defectuosa. Estas disposiciones exigen que el oferente proporcione información a los posibles inversionistas para permitir que esos inversionistas tomen una decisión informada sobre si invertir o no. Dichas ofertas requieren soporte y asesoramiento legal (u otro) profesional experimentado.

No es necesario que las ofertas de valores se hagan en virtud de un documento de divulgación si la oferta está exenta de divulgación según la Ley de Sociedades o si la ASIC proporciona una exención (relief) a la obligación de divulgación. Las principales ofertas de valores exentas del requisito de proporcionar un documento de divulgación incluyen:

  • ofertas personales aceptadas por menos de 20 inversionistas, que recaudan no más de $2 millones de dólares australianos en el agregado en cualquier período de 12 meses consecutivos;
  • ofertas cuando el monto pagado (o redondeado) resulta en una inversión total de una persona de al menos $500.000 de dólares australianos en la clase de valores;
  • ofertas a inversionistas sofisticados (que tienen un certificado de un contador calificado que dice que el inversionista tiene activos netos de al menos $2,5 millones de dólares australianos o un ingreso bruto de al menos $250.000 dólares australianos por año por cada uno de los últimos 2 años financieros);
  • ofertas a inversionistas profesionales (como fondos de jubilación, entidades  listadas en la ASX personas que controlan activos brutos de al menos $10 millones de dólares australianos o entidades cotizadas por la ASX o entidades relacionadas a nivel corporativo);
  • ofertas a los gerentes senior o ciertos afiliados del oferente;
  • ofertas a los titulares de valores existentes a través de un plan de reinversión de dividendos o un plan de seguridad adicional (bonus security plan);
  • ofertas de valores sin contraprestación (consideration); u
  • ofertas hechas en virtud de una oferta pública de adquisición Austaliana o esquema de acuerdo.

8.3 Listado en la Bolsa de Valores de Australia (ASX)

La función principal de la ASX es proporcionar y mantener un mercado justo, eficiente, bien informado e internacionalmente competitivo para recaudar capital y comercializar valores. Estos incluyen los valores de los emisores nacionales y extranjeros, y la deuda directa e indirecta de los organismos públicos.

Para poder calificar para cotizar en la ASX, una entidad debe cumplir con los estándares mínimos de calidad, tamaño y operaciones y debe atraer suficiente interés de los inversionistas. La ASX aplica una prueba (test) de ganancias o activos mínimos.

Antes de que una entidad pueda cotizar en la ASX y sean sus valores cotizados, la entidad generalmente debe haber presentado ante la ASIC y la ASX un prospecto o PDS con el acuerdo de la ASX públicamente emitiendo un memorando de información que contenga la divulgación equivalente.

Una empresa constituida fuera de Australia puede cotizar en la ASX sujeta a una serie de condiciones que deben cumplirse, incluyendo:

  • estar registrado en conformidad con la Ley de Sociedades como una empresa extranjera que realiza negocios en Australia;
  • acordar cumplir con el Reglamento de Cotización de la ASX (aunque cuando la entidad extranjera ya está cotizando en una bolsa extranjera y tiene una escala suficiente, puede estar exenta del cumplimiento de muchas de estas reglas si puede cumplir con las condiciones de la ASX para eximir a entidades extranjeras (ASX Foreign Exempt Listing conditions). Existe una categoría espcífica de Divulgación Extrajera Exenta para entidades listadas en el mercado de valores de Nueva Zelanda); y
  • establecer y aceptar mantener un registro de acciones australiano, un registro de recibos de depósito o instalaciones apropiadas para el registro de transferencias.

Para obtener información sobre las funciones reguladoras de la ASIC y la ASX, consulte el Capítulo 2 de esta publicación “Reguladores Corporativos”.

Para obtener mayor información sobre la realización de una oferta pública inicial de valores en Australia, consulte la guía legal de Herbert Smith Freehills sobre Ofertas Públicas Iniciales en Australia (Herbert Smith Freehills' Initial Public Offerings in Australia legal guide).

Este capítulo está actualizado al 1 de marzo de 2019.

Last updated: 01/03/2019

Key contacts

Philippa Stone
Partner
+61 2 9225 5303
Sydney
Michael Ziegelaar
Partner
+61 3 9288 1422
Melbourne
Simon Reed
Partner
+61 8 9211 7797
Perth
Tim McEwen
Partner
+61 3 9288 1549
Melbourne
Rebecca Maslen-Stannage
Partner
+61 2 9225 5500
Sydney
Philip Hart
Partner
+61 2 9225 5703
Sydney